Vidal cerró su campaña en Vicente López: “Empezó la rebelión de los mansos”

Defendió sus logros de gobierno y afirmó que “yo no me rindo, sigo creyendo”. Hizo hincapié en la generación de empleo en distintos sectores de la economía y se mostró dispuesta a “corregir todo lo que se tenga que corregir”.

Cierre Vidal

María Eugenia Vidal cerró su campaña en Vicente López y celebró haber iniciado “la rebelión de los mansos y de la mayoría silenciosa”. Repasó logros de gestión, hizo eje en el combate al narcotráfico y a las mafias, en las políticas de seguridad y en las obras de infraestructura. “Yo no me rindo, sigo creyendo”, arengó la Gobernadora en medio del cántico del “Sí, se puede” que entonaban los presentes.

También hubo lugar en su discurso para reconocer la crisis económica que atraviesan el país y la provincia. “Yo sé que los últimos dos años no fueron fáciles, y no lo sé por el voto del 11 de agosto, lo sé porque estuve ahí al lado de ustedes”, expresó. “Quiero decirles a los que están enojados, desilusionados, que escuchamos y que estamos dispuestos a corregir todo lo que se tenga que corregir, pero no es para atrás, es para adelante”, pidió.

Por otro lado, señaló que “queremos generar el trabajo de verdad, el genuino, no sólo para el presente”. En ese sentido, indicó que “demostramos en estos años que se pudo generar trabajo por ejemplo con la carne” y valoró el trabajo de Mauricio Macri por generar “más puertas en el mundo”.

Sobre la cuestión del trabajo, Vidal prometió que “si los bonaerenses nos vuelven a elegir, en marzo vamos a estar largando el plan de empleo joven para 100 mil jóvenes bonaerenses, para que tengan su primer trabajo”.

También se refirió al resultado electoral de las PASO. “El 11 de agosto nos pasó algo que muchas veces habíamos padecido”, sostuvo y contó que se preguntó si “otra vez la esperanza se perdió. ¿Será cierto que perdimos y que llegó el final”. “Uno salía a la calle y no veía alegría, había incertidumbre, confusión, sorpresa”, dijo.

En ese contexto, según Vidal, “empezó un rumor, un murmullo, una voz que llegó a cada persona, a cada familia, y que se hizo más fuerte en cada casa, en cada plaza, en cada pueblo”. “¿Saben qué empezó? Empezó la rebelión de los mansos, a manifestarse la mayoría silenciosa y empezó a movilizarse”, expresó en referencia a las marchas del “Sí, se puede”.

Según la Gobernadora, esa mayoría “mostró que no tenía miedo, que perdió el miedo y salió a la calle, y lo hizo pacíficamente, con alegría, y llenamos ciudades, íbamos con nuestra bandera y nuestros hijos, con nuestros abuelos con sus bastones, íbamos y decíamos, acá estamos en paz”.

“Como en el 2015, somos millones los que defendemos los mismo valores, los que queremos que haya justicia sin impunidad y que no te persigan por pensar distinto, los que no transamos con los narcos ni con los dueños del juego, ni con los capos de los sindicatos mafiosos”, arengó.

También hizo un repaso por los logros de su gestión, entre los que enumeró la llegada del SAME a los municipios, las obras hidráulicas, el equipamiento de la policía y las políticas de seguridad e hizo hincapié en el combate contra las mafias y el narcotráfico. “Somos millones los que no transamos con los narcos, ni con los dueños del juego, ni con los capos de los sindicatos mafiosos”, concluyó.