Alberto y Cristina cerraron la campaña en Mar del Plata con una consigna: “Nunca más al neoliberalismo”

La fórmula presidencial del Frente De Todos encabezó el acto en el distrito donde también empujaron las candidaturas de Axel Kicillof y Fernanda Raverta. “Estamos firmando un contrato moral y ético para ser la Argentina que atiende a los desposeídos”, expresó Fernández.

Cierre Fernandez

Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner cerraron hoy la campaña del Frente De Todos en Mar del Plata. Con críticas al gobierno y lineamientos de cara a un eventual gobierno peronista, coincidieron en un mensaje: “Nunca más volver a caer en manos del neoliberalismo”.

El encargado de cerrar el acto fue el candidato a presidente del Frente De Todos. Valoró el reencuentro con su compañera de fórmula, recordó los inicios de la construcción política que llevó a Néstor Kirchner a la presidencia y aseguró que “con Cristina vamos a poner de pie a la Patria”.

También aprovechó para lanzar críticas al Gobierno. “No tuvieron ningún empacho en llenar los bolsillos de los bancos y dejar que se enriquezcan mientras toda la Argentina se empobrecía”, lamentó.

“Cuando cada uno de ustedes que nos menciona y corea nuestros nombres, deben saber que en cada discurso que damos estamos firmando un contrato moral y ético para ser la Argentina que atiende a los desposeídos y olvidados”, expresó Fernández y agregó que “el domingo tenemos que empezar a dar vuelta la página y volver a poner a la Argentina de pie”.

También elogió al candidato a gobernador del frente opositor, Axel Kicillof, a quien calificó como “un hombre honesto y preparado, que se puede hacer cargo de la provincia de Buenos Aires y levantarla del lugar donde la han dejado”.

Por su parte, Cristina Fernández de Kirchner conceptualizó que “hoy no cerramos una campaña electoral, estamos cerrando un ciclo histórico que debe ser que definitivamente nunca más la Patria vuelva a caer en manos del neoliberalismo”. “Nunca más estas políticas”, sentenció.

Además, definió a Fernández como quien “fue el jefe de Gabinete del proyecto político que desde el 2003 le devolvió la dignidad a los argentinos y del gobierno que reestructuró la deuda externa produciendo la quita más importante”.

A su turno, Axel Kicillof disparó contra la campaña del “Sí, se puede”. “Hemos visto una campaña surrealista”, ironizó y afirmó que “el problema no es si se puede o no se puede, el tema es que no se debe meter en el bolsillo de los jubilados, no se debe gobernar con mentiras, engañois y excusas”.

“Hoy podemos decir que fracasó el neoliberalismo en Argentina, y no porque uno lo declame, sino porque en esta campaña que hemos hecho recorriendo, escuchando, hablando con los vecinos y vecinas, lo que vimos es que, a pesar de los intentos donde predomina el individualismo, la sociedad argentina no perdió su identidad de trabajar con el otro y no estar pisando cabezas”, manifestó.

Por otro lado, criticó que “en el oficialismo, entre tantos recursos de marketing política y de engañó, ahora se dedican a esconder al candidato a presidente y a la candidata a gobernadora”, en referencia a los intendentes del macrismo que municipalizaron sus campañas.

El acto también sirvió para dar apoyo a la candidata marplatense del Frente De Todos, Fernanda Raverta, en un distrito clave en la pelea electoral de la provincia de Buenos Aires y que enfrentará una disputa voto a voto con el candidato de Juntos por el Cambio, Guillermo Montenegro.

Raverta sostuvo que al comienzo de la campaña, en las primeras recorridas, “la angustia era enorme, pero a partir de las PASO tomó otro color y la gente empezó a hablarnos de otra manera”. “Esa marea que cubrió la Argentina hizo que en el corazón de nuestros vecinos se anidó la esperanza de comenzar a construir un tiempo nuevo”, concluyó.